LA DECISIÓN

martes, 22 de febrero de 2011
14 comentarios



Se le amotinaron las greñas sobre la cara... los sueños, ahora casi reales le parecieron desvanecerse y sus apenas tres décadas pasaron veloces frente a él, sin luces y sin sombras...el camino estaba marcado, un viaje sin
retorno, un tren del que ya no podía descender. Vació de recuerdos su ligero equipaje, soltó el lastre de las emociones y con pasos nuevos se descalzó frente al sol, respiró hondo como para llenarse de vida y finalmente se decidió por seguir caminando y continuar haciendo aquello que mejor sabía hacer.
Más información »

HOMICIDA

martes, 15 de febrero de 2011
9 comentarios

Los lloriqueos de falso algodón, no logran provocar ni el más mínimo quejido entre sus caracoles de bucles dorados...más allá de los sollozos sobre el alquitrán contaminado un rostro angelical sin cuernos y mal rematado en pos de una buena transacción, adjudica la somnolienta medicina del amor, al sediento, al hambriento, al necesitado de agujas y alfileres en el corazón. Mientras de un aúreo intenso, armado de arco y de flechas, vapulea sus alas, amordaza sus emociones y de un rojo escarlata viste desde lo más profundo el luto del exceso, jugueteando con las varas de sus dardos a crear una sonatína rítmica sobre los barrotes de su celda que va golpeando de uno en uno advirtiendo el óxido metal por debajo de la venda que cubre sus ojos empíreos...a través de las rejas que lo contienen el alado homicida es acusado por el resto de presos comunes de ser un reincidente francotirador.
Más información »

AL ABRIGO DE LA TIERRA

martes, 8 de febrero de 2011
12 comentarios


Y ahora que tú ya no estás, echo de menos tu aliento enveje
cido, tu hocico sobre el cristal, tus años jóvenes y hasta tu ladrido. Y guardo tu perpetuo collar, vacío de ti, sobre la estantería triste y desalentada, mientras tú alimentas la tierra estéril, entre la hoquedad que te aleja de nosotros y que te acerca a tu inseparable compañero de linaje. Sólo el romero será nuestro juez y nuestro testigo allá donde el bosque bajo y las aliagas pueblen el polvoriento camino que llega hacia ti, mientras tú descansas para siempre al abrigo de los pinos, vamos observándonos y observándote, mudos, como si todo lo que se hubiera tenido que decir, ya se hubiera dicho. Y yo me quedo aquí echándote de menos y tú me recuerdas que el reloj continua su pulso inparable que hoy te has ido tú, amigo mio, que mañana se irán otros... diecisiete años de amor, se nombran pronto... tu presencia incondicional no necesitaba alegatos y yo, tal vez te amé siempre, aunque a veces se me olvidara recordártelo. Hoy la pena por tu ausencia me estalla como los cartuchos en mil pedazos y el dolor se me agrupa entre los ojos cristalinos y viéndote partir, como si sirviera de algo...como si pudiera despedirme de ti, sacudo en mi memoria aquellas manos que tú tanto lamiste.

(In memoriam)
Más información »

(XV) EL HOMBRE DEL BANCO: La pieza perfecta

martes, 1 de febrero de 2011
12 comentarios

El hombre del banco, se despierta sintiéndose un hombre nuevo al abrigo del montón de billetes que duermen en el bolsillo interior de su americana y que aquel gentil hombre del descapotable le hizo entrega tan altruistamente...se sienta al borde del banco que lo sostiene y con la mirada fija en el firmamento del parque se pone a pensar en que puede invertir su reciente fortuna. Mira a un lado y ve pasar a una hermosa joven de cabellos dorados y por unos momentos siente la irrefrenable tentación de comprársela para siempre, pero por su mente pasan los atisbos de una visión tediosa y desesperante con escena de sofá y mando de televisión compartido donde la bella melena se convierte en una cabeza repleta de rulos, de mirada inmutable y carente de sonrisa y casi sin poder evitarlo suelta un grito de pavor al paso de la exuberante rubia. Entonces mira hacia el lado opuesto y descubre a un hombre de mediana edad, apurando un cigarrillo en la puerta de un bar, con lágrimas en los ojos y sosteniendo tembloroso, por los tres grados bajo cero que se aglutinan en el ambiente, su herramienta de dolor y placer y por unos breves instantes piensa en comprarse tantos paquetes de tabaco como precise, para invitar a todas aquellas pobres almas castigadas que de un tiempo a esta parte acechan humo en boca desde todos los rincones y callejones de la ciudad, pero tampoco le convence esta idea gratuita, ya que nunca hasta entonces alguien le había regalado nada, su mentor, el hombre del descapotable debía de ser un ángel enviado directamente desde los lechos celestiales y el destino de su riqueza tenía que ser mucho más sublime, imponente, colosal y sin dejar de mirar a su alrededor y esperando la señal divina que lo dirigiera en el sentido correcto, se deja caer en el respaldo del banco público mientras sus manos se deslizan por un pequeño folleto publicitario que anuncia portátiles a precios de ganga, bajo el slogan: "señoras" sólo en facebook. Así que raudo y veloz el hombre del banco se dirige hasta la tienda de informática de la esquina y con el montón de billetes en la mano persuade al dependiente para que le sirva lo más pronto posible uno de aquellos utensilios de seducir señoras y el dependiente que se encuentra en plena crisis económica mundial y nacional sin dudarlo, le vende el más caro, veloz y despiadado espécimen virtual, también llamado alienware m17x y bajo la potencia de su maravillosa tecnología de última generación le ofrece al hombre del banco una sobreaceleración instantánea y dinámica que a él le parece pura excitación y en esa exaltación de los sentidos, deja resbalar los dedos por la pieza perfecta, sellando su amor por tan delicada joya y haciendo uso del wifi se conecta al bien preciado facebook, como alma que se introduce en el paraíso eterno, para devorar con placer infinito la fruta prohibida de todas las "señoras" que allí, se hallan esperándolo...y posicionándose en la barra de búsqueda, comprueba con satisfacción como los grandes resultados no se hacen esperar y un gran arsenal de señoras de lo más variopintas caen rendidas a sus pies..."Señoras que se sientan en el metro y suspiran para dramatizar su cansancio", "Señoras que van por el medio de la acera y no se dejan adelantar fácilmente", "Señoras que alimentan a las palomas por si alguna es el Espiritu Santo", "Señoras que, disimuladamente,avanzan para oír pecados del confesionario". Y un suma y sigue de señoras provistas de un interés on-line exponencial a las que se apresura en agregar como amigas y lo que surja ...y comprueba con especial satisfacción como en tan sólo una mañana, buscando por aquí y por allá ha superado con creces el centenar de amigos en ese lugar, gente a la que no conoce en absoluto, le abren las puertas de sus vidas y lo acogen con los brazos abiertos de par en par aunque sea para no volver a hablarle nunca jamás y entre esas vidas desconocidas se lanza a buscar a la pelirroja que va de la mano del otro sintiendo la certeza absoluta de que ella estará allí en alguna parte de esa telaraña de caras, esperándolo para añadir su amistad y entonces el camino hacia Oculoris, será mucho más fácil, más sencillo con el linaje de una clientela tan selecta hallada en aquel abismo virtual, pero cuando está a punto de resolver la pesquisa que lo llevaría hacia la pelirroja, el alienware, cobra vida propia y muestra en la pantalla una frase que cita; "sin conexión a Internet", a lo que el hombre del banco abrasado por la ira comienza a caminar exaltado de uno a otro lado del parque, con el portátil entre sus brazos buscando esa conexión que le permita alcanzar su objetivo amoroso y en el movimiento incierto de sus pasos, el fantástico, apoteósico y titánico alienware m17x le avisa una y otra vez a través de un texto en su pantalla que indica: low battery justo antes de sufrir el apagón y cesar en su actividad. Entonces, el hombre del banco se abraza desconsolado a la máquina infernal llorando su muerte fortuita y sin pensárselo dos veces arroja el alienware más innovador del mercado y ahora descargado a la papelera más próxima, pensando en lo poco duran estos aparatos tan extremadamente caros y en esos pensamientos y sin dejar de caminar, su silueta desaparece en por el fondo del parque...

Más información »
 
Con la tecnología de Blogger.

LO + LEÍDO

OPINARON...

SEGUIDORES

© 2010 SÓLO UNA CALADA MÁS...
In Collaboration with Edde SandsPing